miércoles, 15 de agosto de 2012

Parón

Les pido una disculpa por el parón que claramente se ha visto desde hace casi un mes. Todo esto se debe a que he estado muy ocupado con proyectos y trabajos de la vida real, por lo que no he podido dedicarle el tiempo que me gustaría al blog o a Lemony Snicket. Les pido una disculpa a los que les debo algo, y les prometo que trataré de responderles este fin de semana, en el cual creo tendré ya algo de tiempo libre para darles lo prometido. Ya que pase este mes y la mitad de septiembre espero tener más tiempo para actualizaciones. Pero no desesperen, que próximamente les traeré las cartas restantes de La Triste Cena, el cuento navideño de El Latke que no Podía Dejar de Gritar, los primeros cuatro capítulos de la nueva serie de libros Todas Las Preguntas Equivocadas, y posiblemente, aunque ese si tardará más, Las Cartas de Beatrice. Saludos seguidores y recuerden que

“El mundo aquí, es tranquilo”.

2 comentarios:

  1. ¿Ocupado con proyectos y trabajos de la vida real? Me parece que esta es la vida real. La otra, es la irreal. Sigue así, Rossi, sos un encanto.

    ResponderEliminar
  2. espero que subas "las catas a beatrice" porque no la encuentro en ninguna parte

    ResponderEliminar